Estilo Nórdico: cómo lograr esta tendencia en tu propia casa

El estilo escandinavo o nórdico es una tendencia que viene de los paises del Norte de Europa y que ha sido un boom estos últimos años. Pero, ¿qué hace tan atractivo este tipo de decoración que todos lo queremos tener?
Simple, funcional, luminoso y cálido. Es un diseño que se caracteriza por líneas sencillas, minimalismo chic y una sensación de aire fresco. De todas maneras, la mejor combinación para lograr un espacio acogedor.

Estos son algunos tips que puedes tener en cuenta antes de empezar a decorar con este estilo:

  1. Atenúa los colores: El blanco, sin duda, es el color que más se utiliza en este tipo de decoración, principalmente porque ayuda a destacar y potenciar la luminosidad del lugar. Si el blanco no es tu preferido, puedes optar por tonos grises, arenosos y pasteles. Si deseas agregar un poco más de color, te recomendamos los tonos icy blues y el millennial pink ;)

 2. Elige muebles con líneas limpias: El mobiliaria escandinavo presenta siluetas simples, líneas limpias y un énfasis en materiales naturales. También hay un enfoque en la elección de productos artesanales.

3. Agrega calidez: Hay una gran diferencia entre los espacios minimalistas y el diseño nórdico: el nivel de comodidad. Los textiles son una excelente manera de hacer que cualquier habitación sea más cómoda. Un buen consejo sería agregar muchos cojines, mantas suaves y remata todo con una alfombra de felpa. Intenta también incluir algunos objetos artesanales, como canastos y artículos de madera natural.

4. No te olvides de la iluminación: La luz es primordial, ya que en los países nórdicos hay muy pocas horas de luz en invierno. Por lo general el estilo industrial es muy utilizado. También puedes probar con la luz de las velas que le añadirán un toque de romanticismo y brillo a tus espacios.

Estos son algunos de nuestros artistas que pueden ayudarte a crear un ambiente nórdico:

 

Inspiración:

 
Image: alvhem
You have successfully subscribed!